¿Cómo cuidar las joyas de plata? La plata es un metal hermoso en joyería. Sin embargo, para mantener ese brillo metálico blanquecino tal como el primer día, es necesario hacer un poco de mantenimiento a nuestras piezas. Hoy te enseñamos en sencillos pasos cómo cuidar las joyas de plata.

Cómo cuidar las joyas de plata

Para el mantenimiento de tus joyas de plata, sólo tienes que seguir unos sencillos tips:

  • Evitar la madera: Es importante evitar guardar nuestras joyas de plata, incluso el resto de la platería, en cofres de madera. Debido a que la madera exuda ácidos que pueden dañar u oxidar la plata. La goma tiene un efecto parecido en la platería, así que también la descartamos.
  • Guardemos en un sitio fresco y a su vez hermético para que podamos evitar lo más posible la oxidación de la plata.
  • Las joyas de plata, en especial, deben guardarse separadas unas de otras, para evitar que se rallen entre sí. Recordemos que es un metal blando.
  • Para cuidar las joyas de plata, evitemos en lo posible exponerlas a agentes abrasivos y oxidantes como el sudor, el cloro, soluciones jabonosas, agua con sal (natural o preparada), colonias y perfumes, lejía y entre el agua, esta última, por tiempos prolongados y sin secar apropiadamente.

Cómo limpiar y hacer mantenimiento a la plata

  • No utilizar nunca: Crema dental, jabón detergente, papel higiénico y demás elementos abrasivos y oxidantes. No usar telas rígidas, metálicas, ni de cerdas plásticas duras.
  • Preferiblemente utilizar siempre: Agua tibia con soluciones jabonosas no detergentes (como champú de bebé que es un jabón no detergente, y por menos de 10 minutos preferiblemente) y secar muy bien. Use cepillos de cerdas finas y muy suaves, aunque es preferible siempre usar algodón, telas de algodón suave o utilizar las telas especiales de limpieza de plata.
  • Preferiblemente usar limpiadores creados especialmente para limpiar plata, ya sea en líquido o crema, que resultan no abrasivos al metal. Utilizarlos con guantes para no dejar huellas y hacerlo cerca de ventanas abiertas, pues tienden a ser de olores fuertes.
  • Evitar exponer la plata de manera prolongada a luz o altas temperaturas, pues el calor, junto al oxígeno y demás abrasivos de la piel aceleran el proceso de oxidación de la joya.
  • La limpieza de la plata es recomendable hacerla periódicamente, para así evitar que la oxidación constante del metal a causa del oxígeno (sin contar otros agentes dañinos) deje huellas permanentes en la joya.

¿Conoces otros consejos para cuidar las joyas de plata? ¡Compártelos con nosotros en los comentarios!

  Conoce las diferencias entre el oro blanco y la plata